Si a mi hace meses me hubieran dicho que escribiria este post …

25 de marzo de 2013
Primavera a MallorcaEsta semana me he encontrado con un post que me ha resultado interesante ya que coincide con una reflexión que me he hecho más de una vez.
David Hopkins en  Listener or Lurker? #edchat publicado en Technology Enhanced Learnin blog habla de los mirones, acechadores u oyentes. Se refiere a todos los que permanecemos en foros de e-learning o de otro tipo sin decir nada, sin participar ni colaborar. Dice, que hay gente que nos compara a los que hace ya años estaban o estábamos en los chats, por ejemplo de Irc, sin decir nada, leyendo los diálogos de los demás y vete a saber en que pensando.
Me recuerdo perfectamente a mi en esta situación; en aquel tiempo era tímido y ahora sigo siéndolo  Recuerdo que no participaba porque literalmente no se me ocurría nada ingenioso que contar, algo que creyera que podía interesar a los demás. De hecho, recuerdo perfectamente la sensación de vergüenza y frustración cuando escribía algo y la gente seguía dialogando sin hacer una sola mención a lo que yo había escrito.
¿Prueba superada?. No tanto. Si me lees es porque he escrito. Pero sigo teniendo esta misma sensación cada vez que sigo el facebook, twitter, linkedin, google+, o escribo en el blog.
Por eso entiendo a los oyentes, o tal vez mirones que están ahí acechando. Y sí, creo en el proceso de socialización que se está dando cuando participas solo de oyente en un debate. Socialización y Aprendizaje.
Por tanto, soy partidario igual que creo que también lo es David Hopkins de no demonizar a los oyentes y pensar que son egoístas  antisociales, o incluso que tienen obscuras intenciones de aprovecharse de los debates ajenos en un provecho propio ruin y desdeñable.
De hecho, soy capaz de darle la vuelta a la tortilla y pensar que los responsables de que no participen somos los otros. No somos capaces de encender su motivación y de lanzarles mensajes provocadores que les exciten hasta el punto de que ardan en deseos de participar y nos llenen de verborrea creativa y constructiva.
Bueno, dejemoslo aquí y quedémonos en que los debates on-line son también una buena vía de socialización y aprendizaje y que pasar una etapa de oyente forma parte de la mayoría de estos procesos. Un respecto para los que aun no participan activamente.
Si a mi hace meses me hubieran dicho que escribiría este post de carrerilla y seria capaz de publicarlo no me lo hubiera creído  Y, también os aseguro que no me cortaré las venas ni lloraré por las esquinas si no tengo ni un solo “me gusta” o ni un RTW.
Un abrazo y feliz semana

De la Gestión Personal del Conocimiento (PKM) a los Entornos Personales de Aprendizaje (PLE)

25 de febrero de 2013

Can Pere Antoni, Palma (Mallorca)

Suele ser muy interesante, para no perder el foco, girar la vista atrás para ver los recorridos de los conceptos, modelos, metodologías, herramientas, etc. y así poder enfocar mejor nuestros conocimientos a la resolución de nuestras necesidades.

La Gestión Personal del Conocimiento (PKM) es un término del que se empezó a hablar a finales de los 90 y sigue vigente en nuestros días. Viene de integrar el término de la Gestión Personal de la Información (PIM) desarrollado a partir de la Psicología Cognitiva, que nos explica como las personas aprenden y recuerdan, resuelven problemas y toman decisiones, y como hacen un uso inteligente de la información disponible.

La Gestión Personal del Conocimiento (PKM) se define como el conjunto de procesos que una persona usa para recoger, clasificar, almacenar, buscar, recuperar y compartir conocimientos en sus actividades diarias y la forma en que estas actividades dan apoyo a los procesos de trabajo. Es una respuesta a la idea de que los trabajadores del conocimiento necesitan cada vez más ser responsables de su propio crecimiento y aprendizaje.

 Se trata de un enfoque de abajo hacia arriba para la gestión del conocimiento, en comparación con más tradicional, de arriba hacia abajo.

Ya lo hemos hablado en posts anteriores. Es la hora de tomar la iniciativa de nuestro crecimiento profesional y no esperar que las organizaciones se ocupen de ello.

A partir de aquí un primer camino nos lleva a la necesidad o predisposición de conectar con otras personas y poner en común este conocimiento y, realmente, todo el proceso de su elaboración.

El otro camino complementario del anterior y también inevitable .es el que relaciona la gestión del conocimiento personal con las tecnologías Web 2.0. y con el conectivismo.

Por evolución y por mutación de ahí surgen la Redes Personales de Aprendizaje (PLN) y posteriormente los Entornos Personales de Aprendizaje (PLE).

El proceso que establecemos pasa por:

  • Buscar y encontrar la información.
  • Reflexionar, (no sé si esta es la mejor traducción de “sensing” o “sense”) hacer nuestra, personalizar, poner en práctica, experimentar, lo aprendido
  • Compartir intercambiando la información, las fuentes, las reflexiones, ideas y conclusiones de nuestras experiencias.

Lo que antes hacíamos (los seniors como yo) en las bibliotecas o departamentos de las universidades, en las tertulias, conferencias y congresos o carteándonos con nuestros contactos, ahora lo hacemos a través de la red.


Llámale aprendizaje colaborativo, co-learning o cómo quieras

12 de febrero de 2013

Pescando al atardecer. Puerto de Palma (Mallorca)

Los antecedentes son tres post que iban desgranando la cuestión y eran acumulativos como toca ser.

Viernes 8 de febrero Laura Rosillo escribe: ¿Tienen futuro los Centros de Formación? al dia siguiente Virginio Gallardo escribe: El futuro de la formación será social en comunidades y, finalmente, ayer Mari Carmen Martín afirmaba: Nuevos tiempos para el talento y la función de personas

La evolución tecnológica nos ha llevado y seguirá llevando con mayor fuerza a cambios muy profundos en nuestros hábitos de trabajo, en nuestra manera de gestionar información, en el lugar donde trabajamos. (Yo ahora estoy escribiendo este post en un espacio de coworking donde tengo alquilada mi mesa por semanas y comparto habitación con una editora, un programador, mi socio y alguien a quien aun no conozco. Pero lo empecé a escribir ayer en mi casa y había leído los posts a los que me refiero en el autobús).

Surgen con fuerza nuevas o no tan nuevas dinámicas en donde el co es el prefijo: coworking, colaboración, cocreación, crowdsourcing, colearning…. Los proyectos ya no pueden ser individuales.

El mundo del trabajo está en transformación. Por una parte algunas empresas optan por contratar o subcontratar en el momento y lugar preciso a colaboradores especializados que sean capaces de integrarse en los equipos de sus  de proyectos, o a equipos completos. Otras por dotarse de trabajadores muy versátiles capaces de cambiar de puesto, de rol o de funciones después o durante cada proyecto.

Desaparecen oficios y profesiones y otros se trasforman o aparecen nuevos a un ritmo que el sistema educativo formal es y será durante muchos años incapaz de absorber.

Los perfiles cambian, las competencias necesarias varían, aparecen nuevas tecnologías, nuevos conceptos y los puestos de trabajo se vuelven líquidos.

Visto desde fuera de las empresas, los profesionales, los knowmads, deberemos estar en constante cambio conectados en redes que serán de aprendizaje: comunidades de aprendizaje, comunidades virtuales de talento, ….

Que irán tomando diversos nombres, utilizando metodologías cambiantes, adecuadas a cada momento. La gamificación o los Entornos Personales de Aprendizaje serán algunos instrumentos, pero habrá muchos más entrelazados.

Seremos contratados, reclutados o invitados a formar parte de proyectos y contrataremos e invitaremos a formar parte de nuestros proyectos a partir de lo que hagamos nosotros y sepamos que hacen los demás mediante estas conexiones en red.

Los profesionales no solo deben estar conectados entre sí y con múltiples partes interesadas, para su desarrollo personal, sino también para el desarrollo de sus empresas. Y los directivos y propietarios que no entiendan eso seguramente se equivocaran.

Dentro de las empresas será necesario impulsar igualmente estos procesos y romper las paredes y barreras que impiden a las intranets conectarse con el exterior.

Las y los que nos dedicamos a acompañar a los profesionales y a las organizaciones en los procesos de cambio a través del aprendizaje, lo debemos tener claro. Necesitamos entrenarnos en estos nuevos entornos. Seguir investigando y nosotros también, y en primer lugar establecer estas redes de profesionales de que estamos hablando. Ya estamos tardando. En esto, muchos docentes del sistema educativo formal nos llevan ventaja. Deberemos aprender de ellos y con ellos y trabajar en las redes y comunidades de aprendizaje fuera del sistema educativo.

Por supuesto ya hay quien está ahí. Si me lees contacta conmigo quiero aprender co-ntigo.

Y leed los posts citados si no lo habéis hecho.

 PD: De la visión que nos presenta Mari Carmen Martín de las circunstancias generacionales en el entorno laboral actual, tal vez hablemos otro día. Lo que creo que es importante señalar es la necesaria interacción generacional. En otros posts hemos hablado de ello.


Del 2012 al 2013

1 de enero de 2013
Navidad en Palma (Mallorca)
Época de revisión y de planificación. No es ser tópicos. Es ser prácticos.
En algún momento hay que hacer este análisis global sobre como conducimos nuestra vida. A donde vamos y donde estamos. También, que nos ha pasado últimamente. Como nos refuerza eso y nos encamina hacia el futuro. Y bueno, aunque realmente podemos hacerlo cualquier día del año, hacerlo ahora nos aúna a muchos de nuestros compañeros de viaje y, además, para consolidar los hábitos, nada mejor que unas fechas señaladas.
En este post no os quiero hablar de como lo tenéis que hacer. Eso no lo haría jamas, ya sabéis  “lo que es bueno para mi no necesariamente lo es para vosotras”,  a no ser que sea en mitad de un dialogo en que todos aprendamos.Tampoco ahora quiero contaros mi valoración de lo conseguido, mi camino y mis objetivos, tal vez otro día  y en otro lugar. Si acaso os aviso.
Lo que si quiero es presentaros cuatro posts que han pasado delante de mis ojos estos días  Podrían ser otros, pero estos han conseguido que me quedara más tiempo en su página, los leyera, releyera e incluso, creo, que los he guardado en Evernote són el penúltimo  y último de Laura Rosillo y los de, Marc Vidal y Amalio Rey.
La valoración y las adhesiones las dejo para vosotras. Pero creo que vale la pena leerlos y releerlos y luego decir: ¿y yo qué?. Si a alguien le dejan indiferente, que me lo cuente.
Os propongo un juego: Yo he sacado estas frases de contexto. Buscadles el contexto vosotras y me lo  contáis.
“La clave está en preguntarse qué sentido tiene lo que uno hace en cada momento.”
“buscando el camino que cambie esa suerte prometida.”
“hacer lo que te apasiona es todo cuanto una persona debería buscar”
“Porque está claro que hay que empezar de otra manera”
“fabriquemos buenas cosas para arreglar un poquito este gran mundo en transformación.”
Bon any 2013. Que consigamos que sea bueno para nosotros siéndolo para todas.

Yo cito. ¿Y tú?

17 de diciembre de 2012
Pont a Sa Riera de Palma (Mallorca)
Uno de los posts leídos esta semana ha sido el de Mertxe Pasamontes copias-o-creas, una de las blogers que hasta el momento no me ha defraudado (Suena de un pretencioso insoportable para uno que está empezando, ruego me disculpéis  pero seguro que sabéis a que me refiero.), en donde habla de la copia y la creación en el red.
Comenta algunas ideas que enlazan con lo que he venido pensando y escribiendo últimamente  Por ejemplo, habla de la huella de su paso por la universidad en relación a la utilización de las fuentes. Actualmente estoy en la universidad, jugando los papeles de docente y de alumno, y, efectivamente, una de las cuestiones sobre las que he reflexionado impulsado por unas buenas profesoras ha sido el del respeto por la autoría de los conocimientos y por el rigor en las afirmaciones.
De lo segundo, el rigor científico, ya escribiré en otra ocasión. No solo es el derecho del que escribe a ser citado, si no, el derecho del que lee de saber de donde sale la información o el conocimiento.
Muy buena su distinción entre  plagiar, copiar y elaborar.
“Plagiar es hacer pasar por tuyo, algo que no lo es (obviamente sin citar la fuente). En la copia, es posible que aunque sea de pasada, nombres la fuente, pero sigues haciendo pasar por tuyos pensamientos de otros o no dejas claro como distinguirlos. Elaborar es tomando como base conocimientos y aportaciones de otros, a los que citas debidamente, sacar  tus propias conclusiones sean estas acertadas o erróneas.”
Los que pretendemos estar dedicándonos a la curación de contenido o, con otro enfoque, a la formación, debemos ser muy cuidadosos con este tema.
Acaso creéis que nuestros seguidores nos despreciaran por no ser creadores. Por lo que dejaran de seguirnos será por defraudarles y por engañarles.
Debemos tender a ser capaces de elaborar buenos contenidos incorporando ideas propias a partir de nuestras ” experiencias personales o deducciones propias” y como sigue diciendo Mertxe, intentando ” que sea claro lo que es mío y lo que es de otros”
Pero todo tiene su tiempo, y puede que inicialmente o por decisión propia no elaboremos contenidos o no seamos capaces de crear. Pues no pasa nada. Nuestro valor añadido será recopilar conocimientos y nos distinguirán por la idoneidad de nuestra recolecta en relación a sus intereses.
Lo citaba en mi último post en este blog:
Alicia Cañellas El curador…” Lleva a cabo una selección, clasificación y publicación de contenidos, utilizando para esto sus conocimientos profesionales y su experiencia”. y Dolors Reig  «un intermediario crítico del conocimiento que busca, agrupa y comparte de manera continua lo más relevante».
Yo sigo a muchos curadores, algunos también son creadores, y la verdad es que les agradezco de todo corazón que compartan sus recolecciones. Me ahorran un montón de tiempo y, ojo, son capaces de crear tendencias: lo que ellos no curan no existe.
Compartamos y curemos contenidos pero siempre citando las fuentes. Que esta sea nuestra Marca Personal.
¿ De acuerdo?

 


El curador de contenidos (parte primera)

3 de diciembre de 2012
S'Estanyol (Mallorca)
Los que me conocen y siguen saben que estoy andando un camino iniciático de renovación profesional. Este transitar me permite ir encontrándome con las huellas o la sombra de las que transitan por los senderos que cruzo o que hago míos por un tiempo. A veces incluso las veo y alcanzo, pudiendo hablar con ellas.
Estos últimos tiempos han sido exitosos en este sentido:
El 24 de octubre pude ver la presentación de Enrique Dans en la charla inaugural del ITworldEDU en CosmoCaixa, Barcelona
“Necesitamos desarrollar en los alumnos las habilidades que van a necesitar para su futuro: buscar información, cualificarla, reseñarla, manejarla, producirla, comentarla, compartirla, …
El 23 noviembre estuve en la conferencia de Cristóbal Cobo en Chile, donde realizó esta presentación en el marco del Encuentro Nacional de Informática Educativa ExpoEnlaces.
“… Nuevos mecanismos para reconocer los conocimientos habilidades (blandas) adquiridos por vía no formal.”
El 28N visioné la presentación utilizada por Alicia Cañellas en la sesión de formación dirigida al claustro docente d’IL3-Universitat de Barcelona. (27 Novembre 2012).
El curador…” Lleva a cabo una selección, clasificación y publicación de contenidos, utilizando para esto sus conocimientos profesionales y su experiencia”.
El 30N veo la presentación Ple social media. Entornos Personales de Aprendizaje colgada por Dolors Reig y realizada con motivo del SMMUS, un mes antes.
 «un intermediario crítico del conocimiento que busca, agrupa y comparte de manera continua lo más relevante».
Todas estas presentaciones forman parte de mi ecosistema en mi Scoop.it! Plan de Aprendizaje al que os invito.
Y todo eso desde mi casa y en el momento que consideré más oportuno.
Si las habéis visto o ahora les dedicáis un tiempo, veréis por donde me muevo y cuales son algunas de mis fuentes, no todas, de información y conocimiento. Y todo eso gracias a que ellas han querido compartirlos.
También comprenderéis porque lo son (fuentes de conocimientos) y porque de cada vez más creo en las figuras del curador y del facilitador cuando hablamos de los procesos de aprendizaje.
Creo que cuanto más tardemos en incorporar estas teorias, metodologias, experiencias al mundo laboral y a la formación continua, más tardaremos en avanzar hacia nuevos modelos de producción y de servicios basados en otras formas de relacionarnos
Estoy en ello.

¿Somos responsables en el trabajo?

19 de noviembre de 2012

Cuando hablamos de responsabilidad en el trabajo podemos poner el foco en la dirección empresa -> trabajador o en la dirección trabajador -> empresa.

En este articulo  y teniendo en cuenta que hablamos de empleabilidad y emprededuria, pondremos el foco en nosotros como trabajadores, por cuenta ajena  o emprendedores.

Una persona responsable es la que toma decisiones conscientemente y acepta las consecuencias de sus actos u omisiones estando dispuesto a rendir cuenta de ellos.

Una persona responsable es la que toma las riendas de su existencia y se hace responsable de ella.

Por tanto, en el puesto de trabajo, una persona responsable es la que asume las funciones de su puesto cumpliendo con sus obligaciones.

La persona responsable toma la iniciativa para resolver las cuestiones que se le plantean y moviliza los recursos a su alcance para resolverlas.

¿Qué puedo hacer? ¿De qué medios dispongo?

Las  personas que somos  responsables en el trabajo, al igual que en las otras facetas del día a día, asumimos  que:

  • Somos responsables de lo que decidimos hacer y hacemos.
  • Somos responsables de como gestionamos nuestro tiempo.
  • Somos responsables del empeño que ponemos en cumplir con nuestros compromisos y obligaciones.
  • Somos responsables de como nos relacionamos y comunicamos con los demás.
  • Somos responsables de nuestra integridad física, intelectual, emocional, …
  • Somos responsables de nuestra actitud y de nuestras acciones relacionadas con las cosas y conductas de otras personas sobre las que no tenemos control.

Estamos hablando de autoresponsabilidad.

Por supuesto, no tenemos el control sobre todas las cosas, y no podemos evitar que nos sucedan determinados acontecimientos.

Si nos hacemos responsables de asuntos que están mas allá de nuestro  control  no podremos evitar no  alcanzar nuestros objetivos.

Pero, para poder ejercer nuestra responsabilidad en el trabajo necesitamos conocer nuestras capacidades y saber lo que depende de nosotros.

No es excusa: Es que a mi no me dijeron, es que mi puesto no esta definido, es que no depende de mi, es que el procedimiento …

Actuemos, actuemos y actuemos.

Y si no sabemos cuales son nuestras responsabilidades en el puesto de trabajo, si no nos las cuentan, debemos preguntar.

También somos responsables de resolver nuestras dudas y de averiguar que se espera de nosotros.

Yo suponía,  yo imaginaba, yo me creía que, no son buenas respuestas. Y no me refiero ante los demás, si no ante nosotros mismos. Porque al final será nuestra autoestima la que va a resultar dañada. y nosotros somos responsables de nosotros.

Y la verdad, y hasta cierto punto, ya nos hemos pasado en no preguntar, en no actuar y en dejarnos conducir.

Y en estas estamos. Tomemos las riendas de nuestra existencia y seamos responsables en nuestro trabajo y en nuestra emprendeduria.


Cómo asumir responsabilidades profesionales

10 de noviembre de 2012

Según Isabel Guedea, en su artículo “Las demandas de las empresas” incluido en el estudio “Competencias genéricas y transversales de los titulados universitarios” publicado por el ICE de la Universidad de Zaragoza (2008), la Universidad Carlos III, llevo a cabo un estudio en el que participaron más de 300 empresas y en el que se les plantearon 25 competencias transversales, de las cuales, debían elegir las consideradas como muy importantes por las organizaciones. Las primeras fueron:

• Capacidad de aprendizaje (85,4%)

• Trabajo en equipo y cooperación (73,7%)

• Responsabilidad en el trabajo (67,4%)

• Actitud positiva y optimismo (60,1%)

• Flexibilidad/capacidad de adaptación a nuevos entornos (58,7%)

• Orientación al cliente (58,2%)

• Resolución de problemas (56,8%)

Actualmente estamos realizando en PalmaActiva un curso  para emprendedores en relación a la primera de esas competencias: “Capacidad de Aprendizaje”.

En una semana vamos a empezar otro curso para trabajar con la tercera de esas competencias: “Responsabilidad en el trabajo”.

Teresa Pozo afirma que “Responsabilizarse significa asumir compromisos. Y asumirlos bien. Es decir, responsabilizarse no es “resignarse a”, o pensar “esto es lo que me ha tocado a mí”. Muy al contrario, responsabilizarse significa asumir con entusiasmo aquellas exigencias que tengo la oportunidad de afrontar.”

Muchas empresas consideran que no es rentable contratar a una persona a la que no le gusta el trabajo que realiza y que lo hace a desgana y solo por el dinero. En estos casos, se suele dudar del nivel de compromiso que tendrá la persona en el desempeño de sus funciones.

Por otra parte, la mayoría de clientes solo encargan sus trabajos a profesionales a los que además de aptos para el desarrollo de su profesión, son considerados responsables y de ellos se espera, si se da el caso, la implicación  en la mejor solución.

“En el sector profesional, la responsabilidad se caracteriza por los siguientes parámetros:

1.Actitud disciplinaria: alineación con el cumplimiento del orden, la puntualidad, la pulcritud y la diligencia.

2.Interiorización del rol profesional: actualización de conocimientos, metódico ejercicio profesional y comprensión de la ética.

3.Búsqueda de la excelencia: notable esmero profesional tanto en la dedicación de tiempo como en la calidad de la ejecución.

4.Tenacidad: fuerza, tesón y perseverancia en el logro de los ideales.

5.Orgullo profesional: sensibilidad al placer y disfrute ante el trabajo bien hecho.”

Estas son las habilidades que debemos desarrollar,

¿Té apuntas?


Aprender a aprender

21 de octubre de 2012
La competencia más valorada, o una de las que más para la empleabilidad y el emprendimiento es la  “capacidad de aprender”.
El aprendizaje va ligado a la motivación al cambio. Deseamos poner  en valor la información transformándola en conocimiento y en práctica.
Necesitamos del aprendizaje continuo si queremos que cada día sea diferente al anterior y que con el ejercicio de nuestra profesión o el desempeño en nuestro puesto de trabajo haya un valor añadido que nos aporte el sentimiento de tranquilidad que nos da la mejora continua.
Actualmente, tanto si trabajamos por cuenta ajena y como si lo hacemos por cuenta propia, la única estrategia posible es desarrollar la capacidad de cambiar a través del aprendizaje, para garantizar nuestra adaptación al entorno en constante evolución.
Las empresas valoran esta capacidad que nos permitirá, cambio, innovación, resolución de problemas, toma de decisiones, …
¿Podemos aprender a aprender?, Veamos:
  • Debemos estar motivados para hacerlo. Sin motivación, no será fácil.
    • Mejor si tenemos un objetivo, una finalidad, una meta.
  • Nuestro tiempo es valioso debemos aprovecharlo.
    • Mejor si sabemos estrategias de aprendizaje.
  • En nuestro alrededor existen muchas oportunidades de aprendizaje.
Un Entorno Personal de Aprendizaje para emprender con éxito
Por supuesto, será colaborativo.
¿Te apuntas?

Competencias para emprender

7 de octubre de 2012

 

El emprendedor deberá poseer un buen nivel de toda una serie de competencias. En esto estamos todos de acuerdo. En lo que si hay diferencias es en cuales son las competencias más importantes para un emprendedor.

José Antonio  Marina  nos señala que la Comisión Europea define el Espíritu Emprendedor como la “capacidad para provocar uno mismo cambios y la habilidad para aceptar y apoyar cambios producidos por factores externos”. Incluye la aceptación del cambio, asumiendo la responsabilidad de las propias acciones marcando objetivos y alcanzándolos y teniendo motivación para lograr el éxito. Conlleva el conocimiento de las oportunidades existentes con el fin de identificar las más adecuadas para los propios proyectos personales, profesionales y/o de negocios. Siguiendo el mismo articulo de J.A. Marina:

Las destrezas que conforman el Espíritu Emprendedor según la Unión Europea son:

  • Destrezas para planificar, organizar, analizar, comunicar, hacer, informar, evaluar y registrar.
  • Destrezas para el desarrollo e implementación de proyectos.
  • Habilidad para trabajar de forma cooperativa y flexible como parte de un equipo.
  • Ser capaces de identificar las virtudes (o puntos fuertes) y debilidades de uno mismo.
  • Habilidad para actuar con decisión y responder de forma positiva ante los cambios.
  • Habilidad para evaluar los riesgos y asumirlos de la forma y en el momento necesario.
Las actitudes que forman parte de esta competencia son:
  • Disposición para mostrar iniciativa.
  • Actitud positiva ante el cambio y la innovación.
  • Disposición para identificar áreas en las cuales uno pueda demostrar la totalidad.de sus capacidades emprendedoras (en la familia, el trabajo y la comunidad).

A mi me gusta esta propuesta. ¿Y a ti?


A %d blogueros les gusta esto: